Tengo un bló

Tengo un bló
Tmeo, la mejor revista de humor

viernes, 31 de julio de 2015

Dulce canción, amargo uso

Y la coca-cola, esa multinacional cuya división española se pasa por el forro los dictámenes de los jueces del Estado y esperan, como agua carbonatada de mayo, que el TTIP les de una razón impuesta a fuerza de pasta, se quiere limpiar su imagen de productora de desempleados a base de hacer anuncios bienquedas, sonrientes y buenrrollistas.

Queda macabro que la compañía de bebidas azucarada, nacida en la esclavista Atlanta, Georgia, la de los EEUU, no la del Cáucaso, que se dedica a echar empleados, quizá porque no son esclavos como antaño en la patria de Pemberton, nos saque anuncios más edulcorados que su producto con la empalagosa musiquilla de Neil Diamond.




Neil Diamond compuso el tema, dicen, dedicado a la hija de Robert Kennedy, Caroline. Está claro que los yankees siempre han añorado una familia real y los Kennedy es lo más parecido.

miércoles, 29 de julio de 2015

Rey de la baraja

Hace mucho tiempo, en una galaxia muy, muy lejana, concretamente en el segundo planeta a la derecha de Alderaan, había una civilización modenna que tenía un rey a estrenar joven y preparado. Nadie lo había elegido como gobernante, pero después de la anterior despedida y cierre de la monarquía nadie era capaz de ponerle el cascabel tricolor al gato.

Este nuevo rey, a pesar de vivir en una civilización moderna que tenía desde microondas hasta gps pasando por teléfonos móviles, coches que aparcan solos y chicles que cambian de sabor según los masticas, resultó ser más anticuado, no ya que el monarca anterior, sino bastante más que un baile casi centenario que se hacía llamar "charleston".

Quien sabe si por herencia genética materna, de rígido militarismo prusiano, algo rencoroso por haber tenido que tragarse como profesional indignidades maritales, o por la educación rancia, algo pasada, y muy elitista que recibió, el nuevo rey no toleraba las opiniones de aquellos a los que él creía sus vasallos medievales.

Evaristo, el rey de la baraja


Y así, al poco de recibir la espada láser del Imperio, se endureció la ley que contradecía el derecho a la libertad de expresión recogido en la constitución que siempre tenían en la boca sobre la cual decían que se asentaba la monarquía, como si fuera palabra de Dios. La costitución, ese librico que decían que era inamovible, excepto en el caso de que los buitres de las finanzas internacionales quisieran meter mano a las arcas del Estado, que entonces, no, era un libro que, decían,  protegía y amparaba los derechos de sus ciudadanos, sin embargo, bajo el nuevo rey del planeta de la galaxia muy, muy lejana, no hacía ni un mes que se había decretado una ley de mano dura que se ciscaba en la libertad de expresión de sus ciudadanos, entre otros atropellos legales.

Ese rey moderno, además, que tomó la corona cuando su planeta pasaba por una crisis intergaláctica muy dura, no se arredró y se gastó una pasta en un museo de la monarquía, que hacía tanta falta como sequía sahariana en el polo sur. Este indecente despilfarro en un museo sinsentido en un planeta donde sus habitantes no lo estaban pasando bien, económicamente, no  hacía más popular al rey moderno.

La capital de Alderaan, el museo anda por ahí

No contento con eso, el rey moderno exigía que en los plenos de los ayuntamiento fuera su busto el que presidiera los actos que allí se dieran, como si fuera un ídolo pagano, que, ciertamente, lo es, a pesar de decir públicamente por el universo que pertenecía a la iglesia intergaláctica. Los ídolos paganos estaban prohibidos por la iglesia intergaláctica, pero en el caso de este rey moderno, que saltaba los siglos para atrás de dos en dos, esta incongruencia parecía no importar, eso sí, menudo varapalo tendrían los alcaldes incumplidores de adorar a los ídolos paganos.

Menos mal que todo esto pasaba en un planeta de una galaxia muy, muy lejana y que esto ha llegado a nuestros oídos por confidencia de un hirsuto wookie que viajaba en la nave el halcón milenario, que si no....

Reeditado:

Por si fuera poco, el rey moderno y su moderna esposa, se solidarizan con su vasallaje azotado por la crisis gastándose una fortuna en trapitos para vestir a la reina. Sólo a la reina.

Desolador.

martes, 28 de julio de 2015

Mercadillo

Un domingo atorrante, después de pasar un finde relajado en la playa, pasamod por un mercadillo a una hora aún temprana, porque a partir de las once de la mañana no había valentía para cocerse al sol.

Al pasar por uno de los puestos de los incontables que se habían colocado, este cartel me subyugó.

¡Barato, señooooraaa!

Sí, ya es triste que al pobre maestro luthier italiano que hacía violines lo hayan convertido en una marca de ropa barata del dueño del Zara de esa que hace en países del tercer mundo explotando por una miseria a sus esclavos, muchas veces menores de edad, ¿Pero "Estralibariun"?

Del Bershka (O del "fresca") ya no digo nada. ¿Para qué si lo del estralibariun no tiene rival?

viernes, 24 de julio de 2015

Devoción por Fulkner

Y hoy tocaba publicar en el blog Zinéfilas, y pensaba hacerlo sobre una peli de contenido político basada en la España de los primeros 80, pero en esto que ayer murió José Sazatornil, "Saza", un actor con pinta de conservador y con un vozarrón muy particular que se pasó la vida haciendo papelitos secundarios, cuyo máximo papel protagonista, por dos veces, fue gracias a un director de cine que se dedicaba a hacer pelis de tipo coral, Luis García Berlanga. Hablo de "la escopeta nacional", peli que echaron ayer, por cierto, y "todos a la cárcel", en ambos Saza hace el papel de industrial que pretende vender un producto mediante el compadreo con personajes influyentes y acaba siendo el felpudo de todos.

Pero, sin duda, un personaje que brilla con luz propia en otra peli coral, de José Luis Cuerda, es el cabo Santos de la impagable " amanece, que no es poco", donde detienen al argentino que plagia a "Fulkner". No, no Faulkner, no: Fulkner. Espléndido.



Parece mentira, un actor secundario de una época tan pasada y el cariño que se puede leer estos días en las redes. Yo, contribuyo, como no. Descanse en paz.

jueves, 23 de julio de 2015

Justicia histórica

La actualidad nacional e internacional da asco y mucho. No hay más que crápulas por todas partes que pretenden joder a millones de personas, incluso con la muerte, para lucrarse. A ver qué nos trae tanta marea. Nada bueno.

Una de las noticias de ayer es que el PP pretende modificar la ley electoral porque, ante la que se avecina, intentan ponerle trabas a los puestazos para quedárselos. Cuando ellos eran los que pactaban con otros partidos para quedarse cargos no les importaba tanto.

Una de las cosas que más jode -así es- a los peperos, bruneteros y fachas españolazos en general (Y cuando digo españolazos no me refiero a los españoles normales y corrientes que, por ejemplo, me leen, sino a los fascistas ultramontanos que piensan que España les pertenece, que para eso sus padres ganaron una guerra ¿Queda claro?) es que Navarra ya no está gobernada por ellos. Al igual que hay españolazos (Lea la definición de arriba) hay ultranavarros que piensan que Navarra les pertenece en exclusividad y sólo gobiernan pensando en los navarros de Pamplona para abajo, la Navarra del norte (De Pamplona para arriba) no existe, según ellos, y no debería tener el poder que los electores de la Comunidad Foral le han otorgado. Es una traición que no pueden soportar.

Yolanda Barcina, expresidenta, en un pueblico navarro

Así, una vez perdida la Comunidad Foral después de miles de chanchullos, de haber esquilmado la Caja de Ahorros de Navarra (Ahora de "la Caixa"), y después de haber hecho lo que les ha venido en gana durante décadas, el haber perdido las elecciones municipales y forales y que haya ganado la candidatura de esa Navarra, que no existe según ellos, tiene soliviantados a los medios de la Brunete y al gobierno del PP. No pueden soportar que la izquierda abertzale navarra (Que lo es) detente el poder.



Y así tenemos miles de tertulias en el canal de la risa (La 13 de los curas), miles de titulares en prensa brunetera y hasta el presidente del gobierno se dedica a juzgar a la consejera de interior navarra. No les importa un carajo, ¡Cómo les va a importar!, el que Barcina y sus políticos hayan sido castigados por el electorado después de tanta corrupción, si en todas partes cuecen habas y la justicia no pone las cosas en su sitio.



Hay cierta justicia poética en que  María José Beaumont, nueva consejera de interior de Navarra, no sea del agrado de la corte de la corona de Castilla. Una explicación rápida de esto:


Durante 200 años, allá por el siglo XIV y XV, dos familias, bastardas reales de los monarcas navarros, lucharon por obtener el poder. Cuando el Trastamara Juan II de Aragón se convirtió en viudo de la reina de Navarra, Blanca I, se opuso a que su hijo Carlos, príncipe de Viana, fuera convertido en rey. Una vez más, la segunda esposa de Juan II, la intrigante Juana Enríquez, velaba porque sus hijos tuvieran corona. Y mira que lo consiguió, una vez muerto el príncipe de Viana en prisión por orden paterna, y muerta Blanca II de una manera extraña, la tercera hermana Leonor, reinó un par de meses.

Amaiur, monolito a la navarridad que a los españolazos no les gusta

Sus sucesores, Francisco I y Catalina I, que eran sus nietos, reinaron poco. El primero murió joven y a la segunda, su tío abuelo, Fernando el católico, hijo de la intrigante Juana Enríquez, le arrebató la corona tras una guerra feroz que nunca sale en los libros de historia porque Navarra "se anexionó a la corona de Castilla" y chim-pún. Por cierto, que no hará mucho hablé de la nefasta saga de los Trastámara.

Las familias bastardas reales que guerrearon en Navarra durante doscientos años eran los Agramont y los Beaumont. En el último tramo de la historia del reino de Navarra, el conde de Lerín (Luis Beaumont) apoyó a Fernando el Católico en su invasión de Navarra proclamándolo rey.

Creen que Navarra les pertenece (Pinchad aquí)

Por eso tiene su cierta gracia que, ahora, una Beaumont no sea del agrado de esa corona que se quedó el reino de Navarra y para la que no cuentan para nada los reyes de aquél pedacito de tierra que tanto les importa a los peperos españolazos y ultranavarros. Después de que gracias a los Beaumont los reyes castellanoaragoneses se quedaron con el trono de Navarra.

lunes, 20 de julio de 2015

Emoticonos

Conozco a un aficionado a las redes sociales que llegó un poco tarde, pero que las ha cogido con todas las ganas. Navega, se sumerge, e incluso,  hace surf por la red. Le entusiasma lo que encuentra. Participa con ganas y curiosea con una inusitada felicidad descubridora. 

Sin embargo, aún no le tiene pillado el truco a los emoticonos y me envió un chiste tal que así:



Yo le correspondí con un XD

Y se figuró que me había enfadado por su broma :P,  porque me contestó "No t'ho prenguis malament" (No te lo tomes a mal). Ante mi sorpresa :O, le tuve que explicar el uso alternativo de los caracteres del teclado. :) y es que a veces uno se queda un poco : / desconcertado. 

Ahora ya sabe qué es XD.

sábado, 18 de julio de 2015

Francisco Franco Dub Foundation.

Y hoy, en fecha tan señalada, sobre todo en los cuarteles de África y Pamplona, os dejo un temica musical, si bien, antes recordaros que el franquismo fue una puta casualidad de 40 años de duración, porque Paquita la Culona, llamado así por el exaltado general Queipo de Llano (el cual se rebeló con la bandera tricolor), no fue sino el cabrón que tuvo la baraka (Palabra que usan los marroquíes para decir suerte) de salir elegido caudillo después de la toma exagerada de tierra por sendos accidentes aéreos de los dos generales que empezaron el ataque al gobierno legítimo: Sanjurjo y Mola. El primero, en Portugal, se empeñó en volar con todo su equipaje lleno de medallotas y sables, se pegó una hostia nada más despegar por exceso de peso; el general que sublevó Pamplona, Mola, también se hartó de tierra de la Bureba (Burgos) en otro leñazo legendario. Resultado: La baraka o flor en el culo de Paca le dio el mando total.

Al turrón, música para otro 18 de julio:

Qué buenos son estos gaditanos. Agarran el One Foundation de Bob Marley y le dan un toque aprovechando que existe la turbia y desagradable fundación Paca la Culona  y nos sacan un tema muy molón. Meten hasta la bandera de Etiopía con el Negus y su león. Jaaajaja. Si algunos fachas italianos supieran que sus nietos llevan el símbolo del rey de Abisinia contra el que luchaban....

No os lo perdáis que es canela fina.