Tengo un bló

Tengo un bló
Tmeo, la mejor revista de humor

martes, 24 de octubre de 2017

Subida a Adarra

Aprovechamos el pasado puente para subir alguna montaña cercana a mi lugar natal como es el monte Adarra de 811 metros. La clave es que está a tan solo 10 kms. del mar. Como era este benévolo puente del 12 de octubre y hacía un sol radiante, como no suele ser de otra manera, la subida a Adarramendi parecía un paseo por las concurridas ramblas barcelonesas.

Adarramendi

Aparcamos cerca del restaurante Besabi, donde tomamos el café del despeje y subimos por el camino que sale del caserío Montefrío que, si no vi mal, se ha convertido en otra casa rural. El camino asciende hasta el hermoso bosque de hayedos trasmochos.

Hay otras fotos, pero no sé qué he hecho con ellas

Era una forma de conseguir madera que no estaba reñida con la silvicultura. El tronco del árbol seguía creciendo y sólo se cortaban buenas ramas, bien para hacer carbón vegetal o bien para la construcción. El bosque llega hasta el arroyo de Belabieta, el cual cruzamos para llegar al llano homónimo.
Perspectiva desde un roble

La intención era rodear la cara norte de Adarra y subir por el lado del menhir de Eteneta, pero, como, a pesar del sol, había bastante humedad, hicimos la cabra y subimos a la cima por el lado más difícil y duro. Para cabezonas, yo.

Eso sí, las vistas desde arriba, estupendas, con toda Donostialdea a tus pies. La cima, como siempre, muy concurrida y animada.

Al pie, la costa con su bruma eterna

Bajamos por Mantale y sus innumerables cromlechs, Nuestra intención era acortar otra vez por Belabieta, pero nos salió un becerro que nos miraba muy insistente y decidimos tirar por Sansonarri, hacia Arlegor y pillar la pista forestal.

Bosque de coníferas

Sansonarri significa piedra de Sansón. Cuenta la leyenda que Sansón quiso lanzar con su honda una piedra a los gentiles (No cristianizados) que bailaban en el pueblo de Arano desde el monte Buruntza, pero al lanzarla, resbaló con una bosta de vaca y la roca cayó a mitad de camino, donde la encontramos. Hay más piedras de Sansón en toda la geografía vasca. Es curioso que este personaje bíblico sea tomado como un ser local dedicado a lanzar piedras por todas partes. Chuscos aspectos de la cristianización del antiguo pueblo vasco.

video


Así que pasamos por Sansonarri siguiendo las marcas del GR, bordeando el bosque de coníferas y bajamos por la ladera de Arlegor hasta llegar a la pista que da a Montefrío y de ahí a por una cervecita y un pintxo a Besabi.

viernes, 20 de octubre de 2017

Los vasos vacíos hasta que nazca el día entre los cañones de Navarone

Hace ya muchos viernes que no dejo una pincelada musical. Hoy sí lo voy a hacer. Anteayer, rebuscando, me encontré con el disco "Vasos vacíos" del estupendo grupo argentino Los Fabulosos Cádillacs. Es un recopilatorio de sus temas más exitosos del año 93. Uno de ellos es "Te tiraré del altar", compuesto por Vicentico, su cantante, y Luciano Giugno, uno de sus percusionistas.



Es un tema que se ha versionado por todas partes, incluso en euskera. Las exponentes del triki-pop, que hizo su boom a comienzos de los 90, Maixa eta Ixiar, sacaron su propia versión, que se llamó "eguna jaio arte" (Hasta que nazca el día).



Maixa ta Ixiar conseguían armonizar sus voces con mucho gusto. La versión era muy buena, y, como en la original, se atreven a hacer un guiño a los jamaicanos Skatalites.  The Skatalites, grupo, como no, de ska, hacía lo que el resto, ante la popularidad del cine, transformaban en ska bandas sonoras de películas. En 1964 tomaron el tema de "los cañones de Navarone", película bélica basada en una novela de Alistair MacLean, cuya música había compuesto el célebre Dimitri Tiomkin, y la transformaron en un Ska que, desde Jamaica, ha sonado a lo largo y ancho del planeta.



Y así saltamos del sonido percutido de Los Fabulosos Cádillacs argentinos al triki-pop euskaldun sin dejar de recordar el buen ska jamaicano. Todo un ejercicio gimnástico-rítmico.

Que pasen ustedes un espléndido fin de semana.

miércoles, 18 de octubre de 2017

Detenciones demenciales e incendios criminales

Y mientras se acerca el frente borrascoso que vaya apagando los incendios intencionados del noroeste peninsular, el Estado sigue cagándola a expuertas y decide, mediante ese poder judicial que no tiene nada que ver, ni de lejos, con la ilustrada idea de la separación de poderes, encarcelar a dos presidentes de entidades, una cultural y otra, de carácter político, aunque ninguno de ellos se dedique a estos menesteres, y quizá sea este el motivo de que hayan sido encarcelados, por no ser políticos, digo. Ni políticos ni funcionarios de la administración.

 Galicia arde intencionadamente por beneficio económico

Y es que en Catalunya, lamentablemente, me hacen sentir como en casa. Pero no el pueblo catalán, sino el gobierno de España y su administración. Parece que hayamos dado un salto hacia atrás y la Catalunya del 2017 se haya vuelto el País Vasco de los años 90.



No estoy hablando de muertes violentas, ojo, que esa es la excusa para encarcelar personas con inconcebibles pruebas o cerrar medios con autos cuestionables. Claro que, el pueblo vasco es mucho menos populoso que el catalán, apenas un tercio de este, y han sido años enteros de "todo es ETA": Dos periódicos, varias revistas, una radio, asociaciones culturales, páginas web, centros de enseñanza de idioma local para adultos, partidos políticos que amenazaban con ser los más votados y gobernar las instituciones...Nadie dijo nada durante años mientras se dejaban convencer por la prensa mentirosa. Décadas de sonrojantes mentiras dadas por buenas, indignación local, encogimiento de hombros y desprecio de la opinión pública externa...

Y se silbó a conciencia a Fermín Muguruza por denunciar el cierre de un diario que, luego, resultó no ser una publicación criminal. Pero la gente aborregada silbaba con pasión porque la mentira mandaba. Pues ahora la manipulación es la misma, querid@s. No os dejéis engañar.




Por fin se comprueba lo que decían unos pocos incomprendidos en el norte, la transición no fue tal y se controla con mano de hierro y puño americano al díscolo de la unidad patria. Ahora en Catalunya se echan las manos a la cabeza, no es para menos, claro, pero, a mí se me hace amargamente familiar. Los Jordis de Ómnium Cultural y ANC van a tragar maco como lo hicieron los periodistas de Egin o Egunkaria durante años, como lo hacen los chavales de Altsasu desde hace un año gracias a un auto de procesamiento que ignora los primeros informes policiales incluido el de la propia Guardia Civil, como tanta gente, presa política, que está tragando talego porque así lo dictamina el sistema.  Se encarcela a dos individuos de cierto nombre, pero sin tener cargo político, para que la gente díscola tiemble en esa Catalunya rebelde. Se les amenaza por haber utilizado la libertad de expresión y asociación y se buscan excusas pejigueras para apresar y castigar. Eso se conoce mucho en el norte donde, después de varios meses de maco, se salía de este con el archivo del sumario y el silencio de los medios que tanto jalearon el día de la detención.

Un viejo ejemplo ignoradísimo en esa España que lo tiene todo tan claro:




Y mientras tanto, los verdaderos delincuentes siguen a salvo. Y los políticos de otras regiones que ahora lloran por la destrucción incendiaria, olvidan con facilidad que hace apenas dos semanas despidieron a medio millar de brigadistas anti-incendios. Sus senadores, hace apenas una semana, con su mayoría en la cámara, impidieron que se modificara la ley de suelo que pretendía la prohibición de edificar en tierra quemada. Se negaron para poder especular con el monte carbonizado y convertirlo en urbanizaciones. Pero ahora salen políticos "pepetuiteros" como Borja Sémper llamando hijos de puta a los que explican cosas sobre los pirómanos del noroeste. No sabemos si piará qué le parece lo que determinan los senadores de su partido para que todo sea un puto negocio lucrativo.

La ley siempre está de parte del más fuerte

O González Pons, que no conoce la vergüenza, y aprovecha el incendio para atacar al president de la Generalitat, a ver si sacamos algo.


Os dejo este artículo demoledor de Diario16 que explica mucho mejor y con datos la utilización política de esta barbaridad pirómana.

lunes, 16 de octubre de 2017

Misión insufrible

Domingo por la noche. La tele es un rollazo enorme. Aparece el aburrevacas de cuarto milenio hablándote de fotos con efectos visuales, zaping, en la tele pública el facha vetusto Carlos Herrera tiene espacio nuevo, zaping urgente, en otro canal una peli de acción de Tom Cruise. Debe ser una de las entregas de Misión Imposible. Creo que, en su día vi dos en el cine, una de ellas, además, era descacharrante, con pasos de la semana santa sevillana que ardían como las fallas valencianas. Me dicen a mi lado "¿Tú estás viendo una película de acción?". Pues sí, de vez en cuando se presta un poco de atención a una peli que es todo movimiento para no pensar, que te restriega en el morro supremacismo facha de varón yankee de hierro. 

El macho protector con el bracito relegando a la damisela

A pesar de lo avanzada de la hora del domingo noche piensas, a ver si veo correr a Tom Cruise su carrerita de postureo-velocista que se marca en todas sus pelis, porque Tom Cruise corre un rato en todas las que aparece. Cruise corre y el otro Tom, Tom Hanks, mea. Porque sí, no sé cuál es la razón por la que a Tom Hanks, durante una temporada, nos lo sacaban orinando: "un, dos ,tres, splash", "esta casa es una ruina", "ellas dan el golpe", "Apollo 13", "Forrest Gump", "Náufrago", "La milla verde"...¿Os habéis fijado en que siempre tiene la urgencia de miccionar en todas sus pelis?


Pues en el caso de Cruise, es marcándose una carrerita en cada peli. Cuesta no encontrar una en alguna de su vasta carrera. Y pillo la peli empezada en el momento que Cruise, en la Ópera de Viena, mientras están cantando "Nessun dorma" de la ópera "Turandot" de Puccini, encuentra una flauta-fusil de francotirador. Luego está la chica, que no se sabe si es buena o mala, para curbrir el expediente de "la chica", que no pasa el test de Bedchel porque es una peli cargada de testosterona. 


Preparando la escena con guante, que luego no se aprecia

Cruise, sin arrugarse el esmoquin, baja todo un edificio, con mujer a cuestas, claro, deslizándose por una soga de esparto a mano limpia, sin guante ni protección. Eso, claro, a cualquier otro mortal le produciría abrasiones en la piel, y pequeñas hemorragias, pero a Cruise, no. Ya sólo por eso, me quedé a verla.


Algo más tarde, mientras te atontan con un montón de efectos visuales y situaciones extremas, nos encontramos a Cruise, vestido con una simple camisita ligera, cogiendo una moto a toda velocidad por una autopista marroquí, sin casco, con el frío que debe estar pillando, y sin tener en cuenta que si es vegetariano, debe estar comiendo proteínas a toda leche, ya que de tragarse bichos a esa velocidad es insalvable. Total, que después de cepillarse a todos los moteros malos, él, por no atropellar a la chica, se da un hostión contra el asfalto a más de ciento cincuenta kilómetros por hora, y no es que no tenga ni un rasguño en su piel, es que ni la ropa sufre. A cualquier otra persona en su infancia, por caerse con los patines, se le marcan las rodillas y se queda la costra de la herida durante largos días y su madre clama al cielo por el siete que le ha hecho al codo de la chaqueta o la rodilla del pantalón. Pero, no, el Cruise, va en moto y es que ni el hollín de la carretera se le queda impregnado, y eso que debería ser lija para su ropita de verano a esa velocidad.
 
Se alimenta a base de bichos que impactan en su cara

Y poco más, el sueño te vence la partida y ya no aguantas la cháchara de los personajes que planean neutralizar al malo. Apagas la tele y fundido en negro.

martes, 10 de octubre de 2017

La patrulla +

Sincretismo mitológico. Haciendo limpieza, en una misma estantería, me aparecieron, una virgen de Lourdes-recipiente con agua bendita, una bruja sentada en una luna, fea, verrugosa, desgreñada, con escoba y hebillas en el gorro puntiagudo y los zapatos, un San Pancracio manco vestido de romano y un verde leprechaun (trasgo) irlandés.

¿La patrulla +?

La superchería abarca la religión y las costumbres, eso está claro. Se quedan encajados en nuestro adn. Así, sin pestañear, podemos colocar, juntos y revueltos, trofeos de significado diluyente. Es como la patrulla +, más, pero no por la cruz, aunque los simbolitos cristianos sean mayoría.

La virgen-botella de Lourdes: Envase de plástico semiopaco con tapón y mantilla azul, lleno de agua extraída de la cantidad ingente de fontanales del santuario gabacho de los Pirineos donde la pastorcilla Bernadette Soubirous, en aquella época que estaba de moda la aparición mariana, al natural, nada de teles de plasma, dijo que hablaba con ella. De aquello, hoy día, Lourdes es un negociazo. Todo venta de souvenirs, hoteles y restaurantes para la peregrinación internacional de enfermos. Mi madre, siendo la enferma elegida de la parroquia del barrio decía que se lo pasó de fábula, y que la llevaban en sillita. La hematóloga le recomendó que ni loca se bañara en esas piscinas que más que milagrosas, deben tener una cantidad de bacterias que vaya usted a saber por muy creyente que usted sea.

Pues ahí sigue, en la estantería, impertérrita la botella con agua, seguramente corrompida, que debe llevar décadas ahí embotellada, a la que, si no se le han pasado los efectos supuestamente milagreros quizá haya obrado el también milagro de convertir el agua en vino, porque eso ha tenido que fermentar y convertirse en alcohol a estas alturas. Yo no lo pienso probar, y en cuanto nadie lo eche en falta, al inodoro.

La bruja: No sé si ha salido de Vilafranca de Conflent,  de Zugarramurdi o del chino del barrio, la verdad. Una bruja de pasta fea, desgreñada, verrugosa, harapienta, con su buho, su escoba y su canesú. Hoy día es un simpático símbolo de lo que no debía ser una mujer: Sabia,viviendo fuera de la autoridad masculina y sin ningún miedo, sobre todo a Dios y su iglesia. Eso debía castigarse, no fuera que se imitara el ejemplo, como explicaba en su sociogénesis de las brujas, Vicente Romano. Se demonizó a esa mujer que vivía sola, sin figuras varoniles alrededor, que conocía el valor de las plantas y que no se plegaba a los dictámenes de una iglesia supersticiosa. Se la convirtió en poco menos que novia del demonio y se le atribuyó todos los males: sequía, inundaciones, pérdida de cosechas, plagas, muerte de animales, de hijos...Había que echarle la culpa a alguien ¿Por qué no a esa mujer que vive al margen de la norma?

San Pancracio: Versión mutilada sin palma de mártir, sin dedito ni moneda de 25 pesetas, que había sustituido a la de 50 céntimos del año de la mili eterna. Este romano, que no era romano, sino que nació en Frigia, donde los gorros republicanos, que está en la península de Anatolia, hoy, Turquía, fue un ciudadano de roma que sufrió persecución y martirio en época del emperador Diocleciano. Todo eso por ser cristiano en el siglo IV D.C. cómics. Por eso lleva una palma, por ser un mártir. Si no recuerdo mal, fue decapitado. Lleva una palma y una guía de teléfonos, o algo así. Es al tipo al que le ponen más perejil que Argiñano para que toque la lotería o un contrato laboral decente.

Leprechaun: Trasgo irlandés de profunda raíz celta, vestido de verde, a veces de rojo, con chistera y traje decimonónico. Dicen que su oficio es el de zapatero y que de ahí viene su nombre. Como de gaélico ando pez, no os lo puedo corroborar. Es ese enano mágico que, cuando el anciano zapatero, cansado, se va a la cama, hace su trabajo y, al día siguiente, el anciano zapatero no comprende cómo se ha acabado el calzado con un estilo de maestro inigualable. La primera vez que vi un leprechaun, disfrazado, no real, no seáis malpensados, fue en una tamborrada infantil de San Sebastián. El colegio ¿inglés? San Patricio, que más que inglés, debería llamarse irlandés, elige a uno de sus alumnos para ir vestido de leprechaun abriendo su compañía de la tamborrada por las calles de Donostia.

Todos alegremente mezclados viven su eternidad en la estantería sin nada que decirse entre ellos. ¿Os imagináis, cada uno hablando en su idioma? francés, latín, gaélico...

miércoles, 4 de octubre de 2017

Mensaje para el desastre

El ambiente está cargado. No debería estarlo, pero los medios se encargan de expeler ventosidades, que ellos llaman noticias, para viciar el aire. Anoche, el jefe del Estado y general de los tres ejércitos, una de cuyas ramas es la guardia irónicamente llamada civil que fue a dar una lección de democracia a esos putos catalufos que sólo chamullan el polaco, salió por la tele.

Yo no lo vi porque la hay bastante telebasura en la programación, para que salga este egregio señor a hablarnos de legalidad. Él, que está por encima de la ley y nada de lo que haga, al contrario que su hermana, le va a hacer responsable. Bueno, a su hermana, tampoco. Me dicen que, por lo menos, no hizo mención de la democracia, porque esto ya hubiera sido el desparrame. Un monarca hablando de lo que significa un sufragio. Claro que, quizá si no lo hizo fuera para no recordarnos que, aunque el promulgador del referéndum fuera un político miembro de un partido corrupto, millones de personas fueron a dar su voz. Hubiera sido todo un desafío a la lógica.

El rey de uniforme

Y sí, tanto el president de la Generalitat como el del Gobierno de España son dos políticos del sistema, miembros, ambos de partidos corruptos de la derecha y eso no quiere decir que los extremos se toquen. Se tocan, a veces con rijosidad, pero de extremos no tienen nada. Están unidos por el latrocinio y la tajada faltriquera. Sin embargo no hemos de perder de vista que fue la ciudadanía la que fue a las urnas, y eso se le olvida al monarca impuesto porque sabían que su padre nunca hubiera sido elegido en referéndum, y ese es su verdadero temor. No puede tolerar un referéndum sobre una Catalunya harta de franquismo posmoderno porque sabe que después muchos pedirían uno sobre la monarquía.

Hay quien dice, incluso, que anoche, entre frase y frase, se oían risas enlatadas como en una comedieta televisiva. También he leído por ahí que fue duro y beligerante.  Me cuentan que lanzó un discurso altanero y nada pacificador. Me dicen que hasta puede que se haya pasado de imprudente al hacer un discurso como el suyo. Él sabrá lo que dice, que para eso lo han preparado a Felipe VI, el "preparao", un palito menos en Catalunya. . Su bisabuelo también lo sabía.

Yo también os doy el mensaje del rey. El de verdad. Su mensaje al remitente:






lunes, 2 de octubre de 2017

La batalla del referéndum

No sé cómo calificar lo visto el día de ayer. Sólo sé que Rajoy debería dimitir. Las cargas policiales de ayer lo que producían es ganas de rebelarse contra ellas...Y votar. Para algunos, quizá sólo sea la expresión democrática de un pueblo, para otros, un intolerable acto de rebeldía contra las instituciones y tribunales, pero sobre esto último.


¿Qué instituciones y qué tribunales? ¿Esos que no se han depurado jamás aunque el régimen se lavara la cara en 1978? España mantiene la bandera, los símbolos y los límites constitucionales emanados de la Victoria franquista sobre el último gobierno elegido en democracia en febrero de 1936. Hemos asistido a un plante a las instituciones que emanan del franquismo. Hay mucha gente, y no sólo en Catalunya, que no se siente representado en este Estado que, nos dicen, pasó una transición, pero conservando el himno, la bandera y el tablero de juego del fuero de los Españoles.



No se puede parar a un mar de gente a tortazo limpio, ni rompiendo puertas con mazos, ni entrando a las salas de votación y arrancando las urnas con zarpazos violentos. No se puede cargar en la calle con pelotas de goma, sobre todo, si tenemos en cuenta que en Catalunya ese tipo de proyectiles están prohibidos, pero ayer se usaron, ni repartir porrazos a gente que levanta las manos en señal de paz, ni lanzar botes de humo asfixiantes en pueblillos. Lo de ayer es para llenar de vergüenza a las FSE, sólo hay que leer los periódicos de fuera.

No votarás en MI democracia. Palabra de policía nacional.

Yo ayer fui a votar y, entre otras muchas cosas, voté porque, aunque no me siento especialmente nacionalista, esta España detenta la exclusividad del sentimiento nacional, los símbolos y las banderas emanadas de un franquismo que nunca se fue y que nunca purgó su fascismo. Eso es lo que no me hace sentirme española. No de esa manera a la que quieren someterme.

video


Ayer, como he dicho, fui a votar porque me obligan a ser una española a su manera y me niegan mi derecho a ser española con mis características genuinas, porque la exclusividad nacionalista española es excluyente y te obliga a ser sólo de una manera que pretende desechar tu propia manera de ser, que existía mucho antes de que el nacionalismo español surgiera en el siglo XX. Tienes que ser española a su imagen y semejanza, que para eso ganaron una guerra.

Entrarán a robar la voluntad popular

Mi compañera piensa muy diferente. Se siente española y, desde luego, no iba a votar, pero se empeñó en llevarme al colegio electoral. Lo tengo a cinco minutos de casa, pero me acercó en coche, quizá por el miedo a las cargas de la policía. A pesar de que a ella todo esto le asquea, agradezco su instinto protector, y, aunque  el tema esté vetado en mi casa, hemos hecho un gran esfuerzo por el bien común, comprende -comprendemos- que haya ideas diferentes a la propia.

Horrorizando al sentido democrático

A las diez de la mañana, todo estaba tranquilo, pero había una cola enorme delante del colegio electoral. Haciendo cola, con un ojo puesto en la puerta y otro en la carretera, por si aparecían las FSE a la carga. Había niños y gente mayor, y por ello, a los ancianos, las embarazadas y los padres con criaturas de meses se les facilitó el acceso al colegio. Todo precauciones. Una hora y media para ejercer el voto. Todo tranquilo. Y así siguió hasta el cierre. Un mar ciudadano preservando el colegio electoral entre siete y ocho de la tarde.


Fuera de las urnas. Te lo ordeno.

Nos pidieron poner los móviles en modo avión, porque se había intentado sabotear la red. Los avisos iban pasando por la fila. En la puerta se nos informaba que las papeletas y sobres de casa no valían, que había dentro y que no sacáramos fotos de los miembros de la mesa por temor a las represalias.

Oficio de la dictadura

Y a todo esto, una vez se saben los resultados adulterados por sustracciones o sabotajes o estrategias mal planteadas como cacarear una y otra vez "es ilegal" a pesar de que era una buena manera de calibrar el deseo de la población ¿Si los resultados son representativos? Mucho me temo que no. Una lástima, ayer mismo hizo 86 años que la diputada Clara Campoamor, que podía ser electa pero no electora, consiguió que las mujeres pudieran votar. Antes de ello, también era ilegal el voto femenino. Tan ilegal como expresar la disconformidad con el gobierno central.

Disparar pelotas de goma están prohibidas en Catalunya.

En Catalunya hay censados siete millones y medio de personas. Habría que descontar a los menores y a los extranjeros residentes sin derecho de voto. Ayer, excluyendo las sustracciones de urna de los colegios, se estima que votaron  dos millones trescientas mil personas. El 90% a favor del sí, el 8% a favor del no y el 2% restante entre blancos y nulos. Se estima que votó un 42% de la población, que no es nada desdeñable, pero es una lástima que la torpeza política no hubiera animado al resto de los catalanes, los de a favor del no, sobre todo, a pronunciarse en las urnas.



Se ha cumplido algo importante, a pesar de la violencia desmedida de las fuerzas del desorden, y es que la ciudadanía pueda expresar su voluntad, aunque se haya torpedeado. Quizá tienen miedo de que la próxima elección de la ciudadanía sea sobre el tipo de  Estado, si monarquía o república. Tengo el convencimiento de que si no se ha legalizado este referéndum ha sido por este secreto motivo. Por miedo a que la gente pueda expresar su afán de acabar con los herederos del régimen anterior, que siguen gobernando porque lo creen de pleno derecho, con sus símbolos, himnos y banderas ganadas en la guerra.